Experta plantea urgencia en modernizar el sistema electoral para minimizar errores

En la comuna de Ñuñoa los electores deberán esperar hasta este viernes para conocer los resultados de las elecciones municipales que se llevaron a cabo hace casi dos semanas en nuestro país. Cabe recordar que  la  disputa por el sillón edilicio es entre el representante de Renovación Nacional Pedro Sabat y del Partido Socialista Maya Fernández.


La fecha definitiva fue resuelta por el Segundo Tribunal Electoral de la Región Metropolitana, que tras la petición de Renovación Nacional, decidió realizar un conteo público de 62 mesas de alcaldes y 28 de concejales, especialmente la mesa n° 3 de varones del Estadio Nacional que no fue escrutada por diferencias entre la cantidad de votantes y los sufragios recibidos.

Para Lucía Dammert, investigadora de la Facultad de Humanidades de la U. de Santiago y experta en temas de seguridad,  lo que está claro en este problema,  “es que el actual sistema electoral no está dando los resultados que uno quisiera, porque cuando un sistema electoral deja más dudas que claridades, va perdiendo legitimidad con mucha rapidez y en esta elección la tónica ha sido la incertidumbre”.

A juicio de la experta, lo que sucede con la mesa  donde hay diferencias entre votantes versus sufragios, “es un tema que –definitivamente- hay que revisar porque entre más complejo es el proceso,  mayor es el niveles de errores humanos que pueden ocurrir, porque dudo que  haya una conspiración para anular votos a propósito y favorecer a un candidato o a otro”, acentuó la investigadora.

La experta de la U. de Santiago fue enfática en señalar que en estas elecciones hubo problemas de controles y balances, porque el sistema electoral está hecho para que exista un proceso de revisión de los datos. “No es que el responsable cuente los votos cierre el acta y se vaya a casa. No es así, ya que hay presidentes de mesa, apoderados de escuelas y una serie de niveles que deberían limitar los niveles de error, pero en este tipo de procesos, con este sistema electoral, los errores ocurren de igual forma ya que no hay nada que sea infalible”.

“Por otro lado, hay que revisar si tenemos el sistema más práctico, rápido y con menores niveles de incertidumbre”, comentó la académica de la estatal.

Cambios en el sistema electoral

La Dra. Dammert, asegura que a raíz de lo sucedido y la tecnología con la que cuenta el país, es necesario modernizar  los procesos en el sistema electoral, “sobre todo en un país donde hay altísimos niveles de conexión tecnología con redes de banda ancha que llegan a toda la nación. Probablemente hay que comenzar a hacer pilotos de votación utilizando voto electrónico o algún otro mecanismo que pueda disminuir estos niveles de problemas. Nunca vamos a llegar a cero, pero al menos se puede disminuir el error humano”.

Lo sucedido en las votaciones va a generar un reforzamiento en los niveles de control para las presidenciales, asegura la experta de la estatal, quien cree que seguramente los partidos van a necesitar mucho más presencia en cada una de las mesas para revisar los votos. “Si seguimos con este mismo sistema no habrá confianza absoluta  de parte de algunos de los actores respecto del sistema. Pero este es un problema que se da por la cantidad de gente que está involucrada y con ello habrá un mayor nivel de rigurosidad para las elecciones presidenciales”, concluyó la experta.