Investigan nuevo método de diagnóstico molecular para detectar virus ISA

El año 2007 el virus de la Anemia Infecciosa del Salmón (ISA) generó cuantiosas pérdidas a la industria salmonera chilena. Desde ese momento se ha transformado en un tema de constante análisis para los científicos nacionales. Investigadores de la Facultad de Química y Biología de la Universidad de Santiago de Chile son parte sustantiva de este grupo y se encuentran desarrollando diversos proyectos para brindar soluciones a este problema país.

Entre los proyectos en curso se encuentra el que dirige el Dr. Marcelo Cortez denominado “Aislamiento y caracterización genómica de virus ISA provenientes de distintos brotes de la enfermedad en territorio nacional e implementación de método de diagnóstico molecular”, adjudicado mediante concurso interno convocado por la  Vicerrectoría de Investigación y Desarrollo del plantel.

 

El objetivo de este proyecto es “realizar múltiples aislamientos de virus y lograr la caracterización genómica de éstos para, luego, desarrollar una herramienta de diagnóstico molecular que permita detectar tempranamente el virus. Sin embargo, existen diferentes tipos de virus ISA, los cuales se diferencian por sus características moleculares, es decir, el sello genético y  nosotros lo podemos determinar”, explica el académico.

El área de trabajo del Dr. Cortez, quien se especializó en biología molecular en la Universidad de Santiago de Compostela (España), es una línea de investigación específica que se ha incorporado a las labores del Laboratorio de Virología de la Facultad de Química y Biología de la Usach, a cargo del Dr. Eugenio Spencer y de la Dra. Ana María Sandino.

Según el investigador, la biología molecular es hoy fundamental, pues constituye la base de muchas soluciones biotecnológicas; recalca que en su ámbito es  clave, porque “si no se conoce la biología molecular de los virus, es muy poco lo que se puede hacer”.

“Dentro de las labores realizadas, se prevé implementar el cultivo de las células que sirven para aislar el virus ISA. Los virus, a diferencia de las bacterias, necesitan de una célula para poder infectar y replicar, pues no lo pueden hacer por sí mismos. Es por esto que en el laboratorio implementamos líneas celulares de salmones que sirvieron para realizar los primeros aislamientos virales, y de esa forma tener una gran variedad de virus ISA que encontramos en los brotes del salmón del Atlántico, trabajo en el cual  participé activamente junto a un laboratorio de diagnóstico que facilitó las muestras para poder hacer los aislamientos”, explica el investigador.

Viroteca de alto valor científico

Uno de los principales resultados que se han obtenido de este proyecto, que encabeza el Dr. Marcelo Cortez, es el desarrollo de una colección de virus, los que han sido obtenidos desde distintas muestras, y que se encuentran debidamente almacenadas, permitiendo la formación de una viroteca.

El método diagnóstico propuesto, corresponde al uso de una tecnología que permite amplificar secciones del genoma viral para luego ser detectado con un método sensible.  Entre las metodologías propuestas se encuentra la utilización de RT-PCR en tiempo real y su desarrollo se encuentra en ejecución.

De forma paralela, el Dr. Cortez desarrolla otro proyecto titulado “Búsqueda de un tratamiento antiviral contra el Virus de la Anemia infecciosa del Salmon (ISAV) basado en el uso de compuestos naturales extraídos de algas marinas” y que debería tener resultados hacia finales de año, según concluyó.