Puerto Varas despide al Padre Rigoberto Oroz, fallecido a los 84 años de edad

Este domingo en horas de la madrugada a la edad de 84 años dejó de existir en el Hospital Base de Puerto Montt el presbítero de la iglesia Nuestra Señora de Fátima de Puerto Chico

. Luis Rigoberto Oroz Alvarado, hijo de Ruperto Oroz y Elisa Alvarado, era el hijo número 18 de un total de 24 hermanos, nació en Quilquico Rilan localidad rural perteneciente a la comuna de Castro el 26 de noviembre de 1926, cursó sus estudios primarios en la escuela rural de Quilquico, después continuó sus estudios de seminarista en la ciudad de Ancud para posteriormente dirigirse al seminario Metropolitano de Concepción donde estudió filosofía y teología, se ordenó como sacerdote el 16 de marzo de 1952 en la catedral de Ancud por el obispo Augusto Salinas. Entre los ministerios cumplidos, fue vicario cooperador de Chonchi, además ejerció como párroco de Quilquico, Quellón, Puqueldon, Achao, Ancud y en Puerto Varas desde el 16 de marzo de 1977 en la Parroquia Nuestra Señora de Fátima, cargo que ocupó hasta el año 2001.

El padre Rigoberto Oroz también fue secretario del Consejo de Presbiterio, en el Arzobispado de Puerto Montt desde agosto de 1983, director del Departamento Pastoral Rural de Puerto Montt desde enero de 1983, Capellán del Colegio Felmer Niklitschek de Puerto Varas, Capellán del Monasterio de Adoratrices Perpetuas del Santísimo Sacramento de Colegual, hoy en día esta congregación esta radicada en el sector de Colonia Tres Puente de la comuna de Puerto Varas.

Entre otras actividades poco conocidas que tuvo el padre Oroz se recuerda el haber ejercido en la Isla Lemuy (Chiloé) como Sub-Delegado de policía durante un año; corresponsal del periódico “La Cruz del Sur” de Ancud, oficio que desarrolló durante 22 años y más de 10 años como corresponsal de Radio Chiloé de Castro, el deporte también fue otra actividad que lo ligó como presidente departamental de la Dirección de Deportes yR ecreación de la comuna de Achao, secretario del Club Aéreo Civil de Quinchao por más de una década, finalmente fue reconocido como hijo ilustre de la comuna de Puerto Varas.

Una de las obras más importantes fue el aunar voluntades y esfuerzo para construir la hermosa iglesia que hoy cobija a los fieles católicos de Puerto Chico y alrededores, aparte de otras pequeñas capillas ligadas a la diócesis, tales como la de Ensenada, Los Riscos, Puerto Rosales, entre otras.

Los restos del padre Luis Rigoberto Oroz están siendo velados en la Iglesia Nuestra Señora de Fátima de Puerto Chico y su funeral está previsto para hoy a las 11 de la mañana, con una misa para después continuar al cementerio Católico de Puerto Montt ubicado en la población Modelo. Según los coordinadores de la Iglesia de Puerto Chico existirán buses para el traslado de los feligreses que quieran acompañar al padre Rigoberto en su despedida final.

Por: Héctor Llegues