Presidente Piñera entregó reconocimiento al músico y humorista Jorge Pedreros

71

El Presidente de la República, Sebastián Piñera, acompañado por el ministro de Cultura, Luciano Cruz-Coke, encabezó esta mañana la ceremonia de entrega de los Premios a la Música Nacional

Presidente de la República, que distingue desde 1999 a quienes han realizado un aporte trascendente al repertorio nacional y acervo cultural del medio.

Los ganadores de este año fueron Guillermo Rifo, en el género Música Docta; Jorge Pedreros, en Música Popular; Eleodoro Campos, en Música Folklórica; el Sello Mundo Vivo, como Productor Fonográfico del año; e Italo Pedrotti y Horacio Durán, como Editores Musicales del año.

En la ocasión, el Jefe de Estado destacó la importancia del género musical para la cultura del país, señalando que “es importante ver cómo la música va despertando las emociones, los sentimientos y también inspirando nuestra creatividad, nuestra imaginación y, por supuesto, la música y todo arte es siempre una expresión de libertad”.

El Mandatario aprovechó la ocasión para anunciar el envío al Congreso de un proyecto de ley que “va a hacer permanente la entrega de incentivos económicos para aquellas radios u otros medios de comunicación que difundan la música chilena. Y a través del Consejo de la Música Nacional vamos a establecer un concurso para que no solamente las radios puedan postular, también los músicos, de forma tal de motivar e incentivar la creación y difusión de música chilena”, manifestó.

Por último, el Jefe de Estado hizo un reconocimiento al músico y humorista Jorge Pedreros, ganador del premio en la categoría Música Popular, calificándolo como un artista “muchas veces genial, siempre bien intencionado, siempre dejando un mensaje positivo, siempre mejorando lo que tenemos cada uno en el fondo de nuestras almas y de nuestros espíritus”.

“Ingenioso como pocos y versátil como muy pocos. Un hombre con un humor sano, y un humor penetrante, a veces irónico. Sabía reírse de las debilidades humanas, pero reírse en buena. No se reía de los demás, se reía con los demás. Y eso hace una tremenda diferencia”, agregó.