Dirigente de Suboficiales de Gendarmería: “Cárceles chilenas son una bomba de tiempo”

Mediante un comunicado público César San Martín, secretario región de Los Lagos de la Asociación Nacional de Suboficiales de Gendarmería (ANSOG) lamentó las consecuencias fatales

del incendio registrado en el Centro de Cumplimiento Penitenciario de San Miguel, a la vez reconoció “el profesionalismo de nuestros Gendarmes en el apoyo para salvar vidas humanas, parte de nuestra misión institucional”.

Agregó que desde el año 2006 el gremio denuncia la sobrepoblación penal que supera el 70% de más de 54 mil internos en el sistema cerrado intramuro a niven nacional, la falta de personal, escasos medios de seguridad, la necesidad de mayor capacitación y la conformación de brigadas contra incendio, “nuestro personal hoy administra en la pobreza el presupuesto de la nación que no alcanza para cubrir los programas de rehabilitación, mejoras en infraestructura y profesionalización de los gendarmes”.

Junto con ello la ANSOG lamentó los hechos en que fallecieron 81 internos donde cinco suboficiales cumplían el servicio de resguardo nocturno para una población de más de 1.900 internos “que se inició por una riña entre bandas rivales los cuales tenían en sus celdas cocinillas a gas entre otros elementos autorizados por la administración penitenciaria en esta cárcel tradicional”.

“Esperamos que las autoridades se sensilibicen con nuestra institución y se le asignen los recursos necesarios para prestar un mejor servicio y protejer de mejor forma a la ciudadanía”, concluyó San Martín..