SAG asume funciones de inspección veterinaria en 42 nuevos mataderos y establecimientos de Faena

De esta manera, el SAG, ya ha recibido la delegación de parte de SALUD en 77 de los 124 establecimientos que existen a lo largo del país

Un 62% de los mataderos y Centros de Faenamiento para Autoconsumo (CFA) del país llegará a cubrir durante este año el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), organismo dependiente del Ministerio de Agricultura, en su labores de inspección veterinaria, luego que subscribiera con la Subsecretaria de Salud Pública un convenio para recibir la delegación y atribuciones que permitirán la inspección de 42 nuevos establecimientos.

Desde el año 2002 la Subsecretaría de Salud Pública, en representación de las Secretarías Regionales Ministeriales de Salud y el SAG comenzaron a suscribir convenios para delegar las funciones de inspección veterinaria de los animales y sus carnes desde los Servicios de Salud al SAG, referentes a Mataderos y Centros de Faenamiento para Autoconsumo (CFA), teniendo como alcance la aplicación de las normas técnicas Nº 62 y Nº 54 del Ministerio de Salud (MINSAL), que establecen procedimientos de inspección y criterios para declarar la aptitud para consumo humano de las carnes en Chile.


Desde entonces a la fecha, se han delegado 77 de los 124 establecimientos de Faena MINSAL-SAG que se encuentran a lo largo del país.
 
Los nuevos 42 establecimientos están ubicados en las regiones de Coquimbo, Valparaíso, Metropolitana, O’Higgins, Maule, Biobío, Araucanía, Los Ríos y Aysén

El Ministro de Agricultura, José Antonio Galilea,  señaló que “este convenio es de gran trascendencia para el sector de la industria de la carne, ya que ha sido el resultado de un trabajo consolidado entre ambos Ministerios que tiene como finalidad hacer más eficiente y eficaz la tarea del Estado, pues permitirá la existencia de un sólo sistema de control bajo una sola autoridad, evitando así la duplicidad de funciones.

En tanto, el Director Nacional del SAG, Víctor Venegas, agregó que el acuerdo “nos ayudará a mejorar los aspectos de inocuidad de los productos cárnicos para consumo humano y facilita la apertura y mantención de los mercados de destino de carnes chilenas de exportación”.

Es importante recalcar que si bien la aprobación de la instalación y el control del funcionamiento de los mataderos sigue radicado en el MINSAL, tras la firma del convenio queda establecido que el SAG será la entidad a cargo de llevar a cabo la inspección médico veterinaria de las reses de abasto, aves de corral y sus carnes, según corresponda, en las Plantas Faenadoras delegadas.

Con el propósito de garantizar lo antes señalado, la Subsecretaría de Salud y el Servicio Agrícola y Ganadero formarán una Comisión de Trabajo, de carácter permanente, que tendrá por misión velar por el buen funcionamiento del convenio, cuya duración es de un año contado a partir de la entrada en vigencia de la resolución que lo apruebe y se renovará, automática y sucesivamente, por períodos iguales si ninguna de las partes manifiesta lo contrario.