Niegan permiso para instalar estatua del Papa Juan Pablo II en el barrio Bellavista

La petición formulada por el alcalde de Puerto Montt Rabindranath Quinteros para ievantar la escultura en homenaje al Papa Juan Pablo II en la Isla Tenglo, junta a la cruz que vigila la sureña ciudad podría ser realidad, ésto porque el Consejo de Monumentos Nacionales rechazó la instalación de la estatua en el barrio Bellavista, Santiago, lo que eventualmente llevaría a los impulsores del proyecto a pensar una nueva ubicación.

En la sesión de hoy el Consejo informó que no se cuestiona si es o no procedente rendir homenaje al fallecido Sumo Pontífice recordando que se han promulgado tres leyes que facultan erigir monumentos en su honor (la ley 20.364 en el Paso Cardenal Samoré en la Comuna de Puyehue, la Ley 20.350 en la ciudad de Los Andes y la Ley 20.272 en la ciudad de Viña del Mar).

Tomando en cuenta las posturas del municipio de Recoleta y las partes que objetaban la instalación – FECH, Centro de Estudiantes de Derechos de la Universidad de Chile, entre otras – y los informes técnicos de las comisiones de Patrimonio Histórico y de Arquitectura, se resolvió que “no existe una relación vinculante entre lo conmemorado y la ubicación propuesta, marcada por la presencia de la Universidad de Chile y ajena a la visita papal”, se agrega que ” la eventual colocación de la estatua, sobre un estacionamiento subterráneo, no correspondería a la dignidad del Sumo Pontífice”. 

Cabe recordar que el 29 de octubre el edil de Puerto Montt envió un oficio al rector de la Universidad San Sebastián – entidad que encargó la construcción de la estatua de más de 13 metros – para que se considere la instalación en la cima de la Isla Tenglo, junto a la cruz construida para la visita Papal en abril de 1987, fecha en que más de 200 mil personas se congregaron a lo largo de la costanera para ver el recorrido de Juan Pablo II.

“Se pide en nombre la comunidad (de Puerto Montt) que la escultura del papa Juan Pablo II sea ubicada en la cima de la Isla Tengo recordando que allí, para la visita papal en abril de 1987, se construyó la cruz y sería un digno homenaje que la ciudad rendiría a la ilustre visita de esa época”, sostuvo en la ocasiòn el alcalde.