Sernam reúne necesidades de las mujeres para construir agenda local de género

30

Mujeres que tienen estrecha relación con los municipios, junto al Sernam, se reunieron ayer sábado para trabajar conjuntamente en materias que quedarán plasmadas en una agenda local de género que permitirá establecer las necesidades de las mujeres, dentro del importante rol en la sociedad, lo que servirá para planificar el trabajo de los distintos servicios públicos comunales, así lo indicó el Director Regional (S) del Sernam, Boris Paredes.

La tarea de igualar oportunidades para las mujeres, en relación a los hombres, no ha sido fácil : «Se ha tenido que luchar con prejuicios o con una cultura general machista, visibilizar a la mujer ocupando otros espacios que no sean los roles tradicionales provoca ciertos resquemores con los que estamos acostumbrados a trabajar».

«La mujer no sólo es responsable de lo doméstico, y cuando uno escucha críticas de que el aumento de la delincuencia y que los hijos están más liberales obedece a que las mujeres ya no están en la casa, nos duele un poco porque en general el tratar de relegar a las mujeres siempre a un espacio doméstico responsabilizándolas únicamente del cuidado y crianza de los hijos manifiesta una suerte de creer que las mujeres no sirven para otra cosa», comentó Paredes.

En la región de Los Lagos, como en otras zonas australes, el Sernam ha debido redoblar esfuerzos para llegar a sectores apartados donde la «cultura machista» se sobrepone todavía a los cambios país en materia de enfoque de género. Dentro de varias tareas pendientes, Boris Paredes manifestó que es necesario imaginarse a las mujeres en otros espacios que no sean los tradicionales, como ejemplo se refirió a la denominada «Ley de cuota parlamentaria» la que busca asegurar un equilibrio de representación entre hombres y mujeres dentro del Congreso.

Víctimas de violencia

Hace unos días, tanto el Gobernador Provincial como el Prefecto de la PDI, anunciaron la instauración en Puerto Montt de la tercera sede en el país del CAVAS (Centro de Atención a Víctimas de Atentados Sexuales), lo que se suma a los tres centros de atención a la mujer que el Sernam mantiene en la región más una casa de acogida de cobertura regional que funciona en la capital regional donde, al menos por 3 meses, las mujeres con riesgo vital pueden tener el debido resguardo para un seguro desarrollo.

Por: Mauricio Sáez E.