Concejal Marco Velásquez denuncia irregularidad en nombramiento de Veterinario como jefe de atención primaria de Salud

34

Molestia causó en algunos funcionarios de la Salud Municipal, la designación desde hace un mes del Médico Veterinario Antonio Gallardo como Jefe de Atención Primaria dependiente de la Municipalidad puertomontina. Ësto se tradujo en una serie de reuniones de los profesionales con el concejal Marco Velásquez quien presentó los antecedentes a Contraloría para su pronunciamiento.

Reclaman que se ha pasado a llevar a funcionarios antiguos, «se hizo concurso público para llenar 87 cargos vacantes en la atención municipal y se iban a priorizar a profesionales que trabajan durante muchos años en salud, pero hay profesionales que quedaron fuera por no reunir requisitos ya que en la Dirección de Salud no le otorgaron el certificado que los acredita como funcionarios de salud, a otra persona le perdieron su certificado de título», aseveró el concejal.

Sumado a lo anterior Velásquez indicó que el estatuto de profesionales de la Salud Municipal, que regula la carrera dentro del organismo, no contempla a un Médico Veterinario en ningún cargo directivo de la entidad pública. Agregó que Antonio Gallardo ha nombrado como jefe de departamentos a personas que no cumplen con los requisitos para las funciones.

«Hay profesionales contratados a honorarios que dicen que si esto no se soluciona van a renunciar, la única solución es que Contraloría dictamine que el no cumple los requisitos para ejercer el cargo aunque eso signifique dejar sin efecto todos los concursos públicos a los que se ha llamado”, señaló.

Recordó el concejal que «Antonio Gallardo llegó al Departamento de Salud Municipal a fines de octubre de 2008, subrogando al Jefe Administrativo, anteriormente estuvo a cargo de la oficina de Relaciones Internacionales; de la implementación del proyecto Puerto Montt Digital; de las licitaciones de terrenos de Chinquihue vendidos por la Municipalidad a Socovesa, licitación objetada por Contraloría por poca transparencia».

Por: Mauricio Sáez E.