Dirigente de los pescadores detenido por violencia intrafamiliar: «Fue un desafortunado momento»

42

«Las mujeres cuando sufren una crisis agrandan las cosas» así comenzó su relato post audiencia el dirigente de los pescadores Jorge Bustos, imputado por lesiones menos graves contra su hija.

Según lo que declaró la fiscalía, alrededor de las 14.30 horas la hija, Evelyn Bustos Cárdenas, hacía aseo y otras labores domésticas en la casa de su padre, en el condominio Parque Egaña, hasta donde llegó Jorge Bustos y la increpó verbalmente por estar descontento con algunas tareas hechas dentro del domicilio, comenzando una discusión que terminó en golpes de pies y puños, además de haberla arrastrado pegándole finalmente con una silla en las piernas. La hija se trató de defender pero la superioridad de fuerza se impuso.

Evelyn Bustos entonces decidió denunciar el hecho a la PDI, presentándose voluntariamente minutos más tarde el imputado en el cuartel policial, quedando detenido hasta la formalización de esta mañana. Anoche recibió el apoyo de varias personas, entre ellas el Gobernador Provincial Oscar Valenzuela quien declaró concurrir en calidad de amigo y no como autoridad.

Debido a la ausencia de antecedentes penales anteriores, la jueza accedió a la petición del Ministerio Público de decretar medidas cautelares bajo suspensión condicional del procedimiento por un año. En resúmen Bustos tiene prohibición de acercarse al domicilio, lugar de trabajo y estudio de su hija; evaluarse para un posible tratamiento en el Hospital Base por las reacciones impulsivas; prohibición de portar armas y la obligación de informar cambio de domicilio.

Una vez terminada la audiencia Jorge Bustos declaró ser «un hombre serio, sano y responsable» quedando sólo como «un desafortunado impasse que tendrá arreglo». Agregó que: «Dí una orden y creo que mi autoridad fue pasada a llevar, mi hija desobedeció, me faltó el respeto y eso fue todo». Bustos declinó referirse más al tema.

Por: Mauricio Sáez E.